Las Palmas, por la puerta grande de Ipurúa

Quique Setién, entrenador de la U.D. Las Palmas, reconoció que la semana no había sido fácil por los incidentes protagonizados por Nauzet Alemán y Araujo. Entendió que el vestuario debía hablar por dentro, reencontrarse y comprometerse. Se intuye que de la respuesta colectiva surgió la reacción ante el Éibar.

Los amarillos jugaron más y mejor, sobre todo en la primera parte, en la que Riesgo debió trabajar de lo lindo para evitar que las ocasiones creadas por los visitantes se convirtieran en tantos. El trabajo de Wakaso por la banda izquierda fue extraordinario. La fortuna no acompañó a los guipuzcoanos porque encajaron el solitario gol del encuentro poco antes del descanso.

Pesó como losa en las huestes de Mendilibar. Los armeros no tenían su día y casi nunca se encontraron a gusto sobre la cancha. Ésta, a medida que el partido avanzaba, se fue poniendo impracticable. Los canarios se defendieron con orden y sin muchos sobresaltos, pese a que la grada pidió penalti en una acción sobre Sergio Enrich.

Primer triunfo de Las Palmas fuera de casa en la presente temporada. Le vendrá muy bien para calmar los trajines de una semana complicada.

Ficha técnica:

(0) Éibar: Riesgo; Capa, Pantic, Ansotegi, David Juncà; Jota Peleteiro (Adrián, 46′), Escalante, Dani García, Inui (Saúl Berjón, 66)'; Sergi Enrich (Hajrovic, 76′) y Borja Bastón.

(1) Las Palmas: Javi Varas; David García, Aythami Artiles, Bigas, Javi Garrido; Roque Mesa; El Zhar (Nili, 89′), Jonathan Viera (Momo, 84′), Tana (Lemos, 73′), Wakaso; y Willian José.

Gol: 0-1. m. 45. Bigas;

Arbitro: Jesús Pérez Montero (Comité Andaluz). Amonestó a Sergi Enrich, Dani García, Juncà, Capa (Éibar); y a  El Zhar (Las Palmas)

Incidencias: Ipurúa, 5.112 espectadores en noche muy lluviosa. (Foto: La Provincia)

 

También te puede interesar

0 comentarios