Gipuzkoa Basket sigue firme en casa y derrota al Lleida (71-65)

slezas gasca

Gipuzkoa Basket sumó otra victoria en casa (71-65), esta vez a costa del Lleida, un equipo muy fallón, sobre todo en el primer tiempo, y que vio como los locales le pasaba por encima en dos cuartos excelentes de los de Porfi Fisac. Todo ello hasta el descanso porque después fue mejor el conjunto catalán, el GBC sesteó y se dedicó a vivir de rentas hasta que vio como a falta de menos de medio minuto, su rival se había puesto a tres puntos (68-65). La habilidad de Uriz para sacar una falta e ir al tiro libre, sumó los dos lanzamientos, fue clave para evitar un susto mayor.

Suele ocurrir que cuando un equipo domina a placer un partido después le llega el momento de jugar con el resultado, dormirse en los laureles y bajar tanto en su intensidad que el contrario se crece, va recortando y amenaza con llevarse el duelo. Esto le pasó ayer a un GBC excelente en los dos primeros cuartos, pero vulgar después del descanso sobre todo en ataque donde acumuló demasiadas pérdidas.

Los donostiarras arrancaron con una marcha más que el Lleida. Lander Lasa, con dos triples y una canasta de dos puntos fue el primer protagonista de la noche. Veía el aro como una piscina. Después, cuando Slezas se fue el banco con dos faltas, apareció un imperial Ndoye que se hizo el amo de los tableros en las dos partes del campo. Reboteó, aprovechó las asistencias de Uriz y machacó el aro catalán sin piedad. El Lleida resistió en esos primeros diez minutos gracias a su escolta estadounidense, Garrett Nevels, y a los triples de Feliú, Sutina y Sevillano.

Sin embargo, el partido tenía claro color local. Esto se apreció todavía más en el segundo cuarto. Dos triples de Carlson, otros dos de Pardina y el dominio interior de Ndoye fue demasiado para un Lleida incapaz de anotar. El GBC tiraba de defensa y acierto para doblegar a su enemigo. Así las cosas, el 37-17 del minuto 15 suponía la mayor ventaja de los guipuzcoanos. El partido parecía roto. Ese 14-0 de parcial en los cinco minutos iniciales de este periodo dejaba muy tocado al conjunto visitante. Era cuestión de seguir percutiendo con la misma valentía y la misma intensidad. Y así lo hizo el GBC para llegar al intermedio del partido con una ventaja muy importante (45-28).

Aparece el Lleida

Todo empezó a cambiar en el tercer cuarto. Fisac se la jugó de inicio con los titulares y estos aguantaron la renta, pero cuando llegaron las rotaciones el Gipuzkoa Basket no encontró la misma fluidez en su juego, aparecieron las pérdidas y el Lleida se animó. En los primeros siete minutos logró un parcial de 7-16. Fisac tuvo que tirar de nuevo de su artillería pesada. Devolvió a Uriz a la cancha y el 52-44 se trasformó en un 56-46 a falta de diez minutos.

Sin embargo, el Lleida ya había vuelto al partido. Apoyado en Nevels, un ‘jugón’ de esos que son difíciles de defender, con Hermet sacando partido a su físico cerca de canasta, y Feliú y Sevillano encontrando el aro donostiarra a menudo, poco a poco el equipo de Borja Comenge recortó las diferencias. Ahora era el Lleida el que venía más fresco mientras al GBC se le empezaba a hacer muy pequeño el aro rival. Sólo once puntos logró el equipo guipuzcoano en el tercer cuarto, y 15 en el último. Pobre bagaje ofensivo teniendo en cuenta los 45 de los dos primeros cuartos.

Uriz toma el mando

Así las cosas, se llegó a un 66-60 a falta de dos minutos. Porfi Fisac ya había metido en la cancha a sus mejores jugadores viendo que se le podía ir el choque. Una canasta de Carlson tras robo del propio jugador pareció dejar el triunfo en casa con 68-60 a falta de menos de dos minutos. Pero no. Feliú acertó y después Simeón castigo con un triple una pérdida del GBC. A 26 segundos el cuadro local ganaba por 68-65. Era urgente anotar y cuando se necesita experiencia y saber estar emerge la figura de Ricardo Uriz. Sacó una falta clave para ir al tiro libre y asegurar dos puntos más. Con 70-65 el Lleida se jugó un tiro a la desesperada que no entró. Todavía le dio tiempo a Simeonov a contribuir con un tiro libre más para dejar la victoria en casa.

FICHA TÉCNICA

71 – GBC (23-31-11-15): Úriz (11), Pino (3), Carlson (18), Capel (2), Slezas (2) – cinco inicial – NDoye (12), Oroz (2), Lasa (8), Pardina (8), Simeonov (5).

65 –  LLEIDA (17-11-18-19): Nevels (13), Mbaye (7), Sevillano (10), Simeón (6) , – cinco inicial– Alzamora, Hermet (7), Martí, Feliu (9), Rubin (2), Sutina (3), Demetrio (8).

También te puede interesar

0 comentarios