Kwiatkowski, entre arenales de viento

Foto Fabio Ferrari / LaPresse
02 03 2013 Siena ( Italia ) 
Gara ciclistica Strade Bianche
Nella foto:un momento della gara

Photo Fabio Ferrari / lapresse
02 03 2013 Siena ( Italy ) 
Strade Bianche race
In the picture:moment of race

Michal Kwiatkowski (Sky), como hace dos años,  disfrutó de la undécima edición de la Strade Bianche, una prueba joven que llega a la undécima edición, pero que ha calado en el pelotón profesional ya que dispone de un recorrido atractivo, por caminos y vericuetos insondables, que rompe la monotonía de las carreras tradicionales. El paisaje pasa factura y muchos corredores lo pasan mal y se retiran. por ejemplo, Peter Sagan, afectado por una gripe, puso pie a tierra en el km 114. Salieron 167 corredores y llegaron 89. Entre ellos, Markel Irizar quien cedió veintidós minutos.

Hay un poco o un mucho de leyenda. Una parte del terreno que recorren no es de asfalto, sino de tierra, seca y empolvada, que levanta nubes blancas, cautivadoras para fotógrafos y aficionados. También para quienes visten un maillot y se lanzan a la conquista delos kilómetros. esta vez, el ciclista polaco llegó en solitario a la pancarta, coreado por la multitud de seguidores que esperaban el desenlace como en los antiguos coliseos romanos en peleas de gladiadores o en concurso de sbandieri en Siena donde salía y llegaba la carrera.

Kwiatkowski se escapó, sorprendió a los favoritos cuando faltaban unos quince kilómetros para el final. Se miraron unos y otros. Cuando reaccionaron era tarde, porque al ganador le funcionaban las piernas y el corazón. Van Avermaet, Wellens, Stybar, Dumoulin…siguieron su estela.

También te puede interesar

0 comentarios