El TAD destituye a Ángel María Villar como presidente de la RFEF

El Tribunal Administrativo del Deporte (TAD) decide destituir a Ángel María Villar como presidente de la RFEF y solicita al presidente en funciones, Juan Luis Larrea, que convoque elecciones, aunque todavía queda pendiente la resolución del Consejo de Estado en relación con los miembros de la Asamblea, ya que serán ellos los electores cuando llegue el momento.

Al presidente destituido le queda ahora la posibilidad de recurrir a la justicia ordinaria, lo que supondría un proceso suficientemente largo que no podrá incidir en el actual proceso.

Para la instructora del expediente, Cristina Pedrosa, quedó acreditado que la actuación de Villar supuso una infracción de las previstas en la Ley del Deporte (artículo 76.2. a) y considerada “como muy grave” por haber vulnerado el deber de neutralidad de la Comisión Gestora previsto en el Reglamento Electoral.

“Una vez convocadas las elecciones a la RFEF por su entonces presidente, el día 13 de febrero de 2017, éste pasó a ocupar la presidencia de la comisión Gestora. Siendo presidente de dicha Comisión Gestora y sin cesar de la misma llevó a cabo numerosas actividades dirigidas a publicitar y promover su condición de candidato a la presidencia de la RFEF y a captar el apoyo para su candidatura”, señaló la instructora en su propuesta de destitución.

También te puede interesar

0 comentarios