Mikel Elorza se baja de la bicicleta

mikel elorza peio olabverria

Conozco pocos ciclistas que lo hayan dado todo por alcanzar, de verdad, el campo profesional. Conozco pocos ciclistas que no hayan abandonado ante la misión imposible. Mikel Elorza (Azkoitia, 1991), desde que le conozco, vivió siempre en la esperanza. Un año, otro, otro…con la ilusión del que espera sin desesperar. Esperando siempre la llamada de un equipo en el que sentirse profesional. Sacrificio, renuncias, las alergias que no le abandonaban en la época del año en que le neutralizaban…pero seguía erre que erre como buen azkoitiarra y deportista íntegro. “Sólo quiero una oportunidad de un año” explicaba muchas veces.

La paciencia tiene un límite y Mikel ha llegado a él. Toma la decisión más dolorosa y más real. Abandona. Se baja de la bicicleta. Lo comunica en una escueta nota:

Hola amigos: Con este escrito os quiero comunicar que mi trayecto como ciclista termina aquí.Gracias a todos los que me habéis ayudado durante estos años”.

Sus últimos equipos fueron el Amore & Vita y el Inteja dominicano. Como aficionado defendió los colores del Bidelan-Kirolgi, Gipuzkoa Eki, Ampo, el equipo del Goierri en el que más corrió.

Es un corredor del que aprendí. Compartió muchas veces micrófono, tertulia y colaboró como comentarista de etapas o carreras. Siempre dispuesto a ayudar.

Se suma a la larga lista de ciclistas que pasan a la historia. Recientemente, Jokin Etxabe se expresaba del mismo modo. Y antes, nombres como los de Unai Intziarte, Jon Odriozola, Ibai Davoz, Joseba del Barrio, Julen Mitxelena, Josu Urrestarazu, Eriko Mujika…y tantos otros.

En la foto Mikel Elorza junto a Peio Olaberria, otro corredor sin fortuna.

También te puede interesar

0 comentarios