Bidasoa gana en Guadalajara y acaricia el objetivo

bid en guada

Bidasoa ganó en Guadalajara (30-31) un partido disputado de poder a poder en el que no cabían momentos de relajo. Cada equipo subió y bajó lo que hizo falta para ofrecer un encuentro disputado, incierto, que finalmente cayó del lado guipuzcoano. Fueron decisivas las dos últimas jugadas. Los irundarras jugaban con uno menos por exclusión de Paco Barthe. El marcador reflejaba el último empate de la cita (30-30). Fue cuando Jacobo Cuétara solicitó un tiempo muerto para preparar el último ataque. Faltaba un minuto y unos pocos segundos.

Pese a jugar con uno menos, la acción salió bien y Rodrigo Salinas armó el brazo izquierdo para marcar el tanto que adelantaba a los suyos. Por delante, poco menos de medio minuto. Esta vez César Montes, técnico local, es quien pide un minuto para preparar la jugada del empate final. Con superioridad, deciden que sea el extremo Sergio Mellado quien se la juegue. No esperaban que Rangel firmase una formidable parada que vale asegurar el triunfo.

Con semejante final, no cabía otra que celebrarlo en el vestuario. Los irundarras siguen en segunda posición y aspiran a mantenerse entre los cuatro primeros al final de la primera vuelta para poder participar en la Copa Asobal que se disputará en Lleida dentro de un par de semanas. Hace veinte años que el Bidasoa no consigue entrar en ella.

No fue una victoria fácil, porque los alcarreños lo dieron todo, se vaciaron por evitar la segunda derrota consecutiva. estuvieron cerca y lejos, todo al mismo tiempo. Nunca bajaron los brazos. Lo mismo que su rival. Los de Cuétara sabían lo que se jugaban. Ganar o ganar, aunque algunos jugadores estén renqueantes. Ausente Azkue, volvió Seri, pero las rotaciones exigieron el máximo de todos en todo momento. Eso añade valor a una victoria que les con solida.

FICHA TÉCNICA

(30) BM GUADALAJARA Hombrados (9 paradas);Parra (1), Celada (-), Victor Vigo (7), Moya (4, 1 de p.), García Rubio (7, 3 de p.), Pablo Paredes (8) -equipo inicial-, Serradilla (-), Alberto Sanz (1), Sergio Mellado (1), Gallardo (1), P. Fuentes (-), Niewrzawa (-) y Eceolaza (ps).

(31) BIDASOA-IRUN Rangel (7 paradas);Sergio de la Salud (2), Rodrigo Salinas (7), Leo Renaud (3), Kauldi Odriozola (5), Esteban Salinas (1), Mikel Zabala (2) -equipo inicial- Paco Barthe (2), Tesoriere (-), Iñaki Cavero (4, 2 de p.), Iker Serrano (3), Rudy Seri (1), Aldaba (1) y Xoan Ledo (7 paradas).

Marcador cada cinco minutos:
1-3, 4-5, 7-7, 8-8, 11-11, 13-13 (descanso)
16-17, 20-20, 23-22, 26-25, 27-29 y 30-31 (final).

Árbitros Merino Mori y Moyano Prieto (Comité Castilla y León). Exclusiones de Serradilla (2), Javier García, Paredes, por los alcarreños;Rudy Seri, Tesoriere, Paco Barthe (2) y Rodrigo Salinas.

Incidencias Pabellón David Santamaría, ante unos 800 espectadores.

El Bidasoa suma dos puntos más a costa de un Guadalajara que apretó hasta el último suspiro del encuentro. Los técnicos plantearon un partido que varió tanto en defensa como en ataque. Los dos equipos fueron versátiles, tal y como se esperaba, con rachas de acierto y desacierto. Pudo ser decisivo el 5-1 defensivo con el que los guipuzcoanos afrontaron el tramo final del partido. Eso dificultó la maniobra local y el respiro visitante que, pese a tener jugadores tocados, llegó en condiciones al momento decisivo del encuentro para ganar con esa dosis de fortuna que quizás le faltó en otros desplazamientos.

Era un partido clave para conseguir una de las plazas para la Copa Asobal que se disputará en Lleida en un par de semanas y que a esta hora está más cerca. El Bidasoa había perdido en Cangas y Santander por la mínima. Empató en Valladolid y el único triunfo lejos de Artaleku se produjo en Benidorm con dos goles de renta. Quiere ello decir que, salvo la visita al Palau, todos los encuentros fueron igualadísimos. Guadalajara es un equipo con oficio al que le falta, por lesión, su principal referencia en ataque, Chema Márquez, pero le suplen dignamente con las cosas muy claras.

Los irundarras salieron enchufados y pronto cogieron ventaja (1-3 y 4-7). Sin embargo, los de César Montes no perdieron el norte y comenzaron a carburar desde el acierto de Víctor Vigo en los lanzamientos, cinco de cinco, y la habitual precisión de Hombrados bajo palos. Sus paradas impidieron mantener la ventaja y ayudaron a que su equipo nivelara la contienda para alcanzar el descanso en igualdad (13-13).

La lesión del ausente Jon Azkue trastocó los planes y complicó las cosas en la primera línea. El flanco derecho mantuvo el nivel ofensivo. Los zurdos -Kauldi, Cavero y Rodrigo Salinas- marcaban nueve de los trece tantos de su equipo en el primer r

También te puede interesar

0 comentarios