CICLISMO. Van Aert se impone en la Strade Bianche.

Ganó en solitario después de una jornada épica en la que los corredores llegaron muy fundidos a meta y con los rostros tintados de blanco, como el color del polvo que se les fue pegando en la cara a medida que hacían kilómetros. El tiempo empleado por el ganador fue de 4.58.56.

El goteo de corredores en la meta de Siena dejaba clara la dureza de la jornada. Medio minuto después del vencedor cruzó la meta Davide Formolo, siendo tercero, Schachmann.

You may also like

0 comments

Leave a Reply