Seleccionar página

Artaleku rozó los 1.300 espectadores, cifra impensable en los últimos meses, ante la llamada de uno de los encuentros más atractivos de la temporada. Los partidos entre Bidasoa y BM Rioja siempre disponen de un plus. Llegaban desde posiciones diferentes. Cuetará explicaba entre semana que los logroñeses son el equipo más en forma, mientras que los suyos se relamían las heridas del mal partido de León.

No hubo concesiones en un primer tiempo en el que los irundarras sufrieron cinco exclusiones por ninguna de su rival. En algún momento asumió el momento con dos jugadores menos. Lo aprovechó el equipo de Velasco para endosar un parcial de 1-8 y mandar al limbo todo lo bueno que había hecho hasta entonces el equipo amarillo, mandando al limbo sus ventajas sustanciales, la mejor de cinco goles (12-7). Pese al contratiempo, el Bidasoa reaccionó y alcanzo el descanso con una ventaja mínima (18-17), que pone de manifiesto el poco bagaje defensivo de ambos equipos.

Quedaba por delante todo el segundo tiempo. Un mundo decisivo para los intereses de ambos. La segunda línea guipuzcoana funcionaba muy bien. Prácticamente todo lo que llegaba a manos de los pivotes y extremos terminaba en la portería de Jorge Pérez o Markelau, del que tiró el entrenador visitante para que las cosas cambiaran, porque el marcador les era desfavorable. Las imprecisiones riojanas y el acierto amarillo llevaron el marcador a una situación esperanzadora (24-20, 26-21, 28-23).

Los últimos minutos se jugaron sin tregua, un todo por el todo de poder a poder. La defensa visitante dispuso un 4-2 tratando de robar balones y jugarlos hacia el portal de Sierra. Del 30-25 se pasó a un 30-28 inquietante. Rodrigo Salinas, siempre en los momentos decisivos, marcaba el último tanto de su equipo. Edu Cadarso hacía lo propio con el suyo. Luego, una pérdida y una posterior parada espléndida del meta onubense decidieron que los puntos se quedaran en casa para satisfacción de la grada que vivió un partido muy emocionante. Victoria coral y merecida, gracias al trabajo colectivo, con buenas defensas y regulares repliegues.

FICHA TÉCNICA

(31) BIDASOA IRUN (18+13): J.M. Sierra; Iñaki Cavero (4, 2p), Mikel Zabala (1), Rodrigo Salinas (6), Tom Tesoriere, Matheus da Silva y Víctor Rodríguez (2) –siete inicial- Xoan Ledo (ps), Julen Aginagalde (3), Adrián Fernández (5, 2p), Ander Ugarte (3), Kauldi Odriozola (3), Dariel García (1), Gorka Nieto (2), Eneko Furundarena y Leo Renaud (1).

(29) BM LOGROÑO LA RIOJA (17+12): Jorge Pérez; Ángel Rivero (3), Agustín Casado (3), Alex Rubiño (6), A. Serradilla (1), Tomas Moreira (1)  y David Cadarso (2) –siete inicial- Markelau (ps), Leo Dutra (5, 1p), Mario Dorado, Oleg Kisselev (2), El Korchi (1), Javi Rodríguez (1), Edu Ortiz, Edu Cadarso (4) y Ernesto Goñi.

Árbitros: Fernández Molina y Molina Castro (colegio andaluz). Exclusiones locales de Tesoriere (2), Zabala, Matheus (2), Dariel; Tomás Moreira, por los visitantes.

Marcador cada cinco minutos:

3-2, 7-3, 12-7, 13-12, 15-15, 18-17 (descanso)

22-19, 24-20, 26-21, 29-24, 30-25, 31-29

Incidencias: Polideportivo Artaleku, con posibilidad de que asistieran al partido 1.286 aficionados. Un espectador tuvo que ser atendido por los sanitarios presentes al sufrir una indisposición. El juego se detuvo unos minutos. (Foto: BM Ciudad de Logroño).

TROFEO BAR MARI-PEÑA BIDASOTARRAK

A la conclusión del encuentro se ha conocido el reparto de puntos entre los jugadores, El meta J.M. Sierra ha recibido 5, seguidos de Rodrigo Salinas (4), Adrián Fernández (3), Julen Aginagalde (2) y Matheus da Silva (1)..

La general en sus primeros puestos está encabezada por Xoan Ledo (8 puntos), seguido de Iñaki Cavero y Rodrigo Salinas (7), Adrián Fernández, Dariel García, Ander Ugarte y José Manuel Sierra (5 puntos).