Seleccionar página

La duodécima etapa de la Vuelta a España termina con la victoria de un corredor que partía como favorito pero que en la primera semana de carrera no pudo responder a lo que exigía el guión. En una etapa de montaña Richard Carapaz ha ganado en solitario y recuperado sensaciones. Fue el último bastión de una escapada multitudinaria que partió el pelotón en dos. Es la primera etapa que se adjudica el corredor del Ineos en esta prueba. Atacó cuando entendió que llegaba el momento decisivo y nadie delos que le acompañaban pudo seguirle.

Por delante, los aspirantes a la gloria por un día. Detrás, en algún momento por encima de diez minutos de retraso, los que quieren llegar a Madrid con el maillot rojo de líder. En esa fuga iban más de 30 corredores. Además de Carapaz, se veía a Oliveira, Rojas (Movistar) Canal, Mikel Iturria (Euskaltel), Marc Soler y Polanc (UAE), Gallego y Díaz (Burgos BH), Vine (Alpecin), Kelderman (Bora), Brenner (DSM)…

Por detrás, llegaban los Evenepoel, Enric Mas, Roglic, Juan Ayuso, todos a 7’39», Casi a la par, Miguel Ángel Lopez y Carlos Rodríguez, lo que significa que la general no sufre cambios en eta primera jornada montañosa en tierras de Andalucía.